jueves, 29 de septiembre de 2011

RETOMAMOS EL TALLER-ESCUELA DE PADRES Y MADRES DE LA AGENDA FAMILIAR

El próximo martes, día 4 de octubre, de 9,30 a 11,30 tendremos la primera reunión de este curso de la Escuela de Madres y Padres del instituto. Este es el segundo año que trabajaremos sobre la "AGENDA FAMILIAR". El curso pasado cumplimos nuestro objetivo de elaborar un modelo-borrador de Agenda para la mejora de la educación de los hijos e hijas y para favorecer la colaboración entre la familia y el instituto. 
El objetivo de este curso es poner en práctica la Agenda para comprobar la consistencia y adecuación de sus propuestas. Para ello, nos reuniremos mensualmente, los martes, y prepararemos las actividades y tareas del mes que se proponen en la Agenda. También valoraremos lo realizado en el mes anterior, la calidad y oportunidad de las propuestas, etc. Este curso partipan en el Taller madres y padres de los centros de Primaria adscritos a nuestro instituto (CEIPs La Velada, Carlos V e Inmaculada).

ORDEN DEL DÍA DE LA REUNIÓN
1. Presentación.
2. Agenda de septiembre y octubre.
3. Página web del proyecto.
4. Despedida.

En este blog y en la página del Plan Familia21 dejaremos las diferentes partes de la Agenda que iremos tratando en las sucesivas reuniones. A los y las participantes en el Taller se les entregará una Agenda completa encuadernada.
La Agenda mensual tiene varias partes:
  • Historia corta y frase para pensar.
  • Tareas del mes.
  • Tema para profundizar.
  • Propuesta de tareas diarias.


 Son tres los elementos que fundamentan el trabajo que pretendemos desarrollar con este proyecto de Agenda Familiar: la implicación de los padres y madres en la escuela, la implementación de las competencias básicas en el currículum informal y su concreción e integración en el denominado currículum del hogar.

Los chicos y chicas adolescentes forman parte de sistemas de relaciones que tienen varios niveles. La familia y la escuela, los dos sistemas fundamentales en los que se desarrolla la mayor parte de la existencia de nuestros adolescentes y jóvenes durante el periodo escolar, deben estar objetivamente interesados en la buena educación y en el éxito escolar de estos. Numerosos estudios han demostrado la importancia que la implicación de los padres y de las madres tiene en la mejora de los resultados escolares de sus hijos e hijas (Christenson, Round y Gorney, 1992; o Martínez-González, 1996). Cuando los padres participan en la vida escolar, los efectos positivos sobre los estudiantes son amplios (mejores resultados, actitudes más favorables hacia el estudio, conductas más adaptativas, mayor autoestima, menor absentismo, etc.). Además, los beneficios de la participación familiar no sólo alcanzan al alumnado sino al centro, al profesorado y a los propios padres y madres implicados.

Las competencias básicas, según la Comisión Europea (2004) son un “conjunto de conocimientos, destrezas y actitudes que todos los individuos necesitan para su realización y desarrollo personal, inclusión y empleo, debiendo ser desarrolladas para el final de la enseñanza obligatoria y deberían actuar como la base para un posterior aprendizaje a lo largo de la vida”. La Unión Europea ha establecido un marco de referencia europeo con ocho competencias clave que han sido contextualizadas por el Ministerio de Educación para la educación básica en nuestro país: comunicación lingüística; matemática; conocimiento e interacción con el mundo físico; tratamiento de la información y competencia digital; social y ciudadana; cultural y artística; aprender a aprender; y autonomía e iniciativa personal. Este marco sirve para diseñar y desarrollar el aprendizaje de la cultura básica que debe ser enseñada y aprendida formalmente en la escuela. Además del objetivo anterior, las competencias básicas nos pueden ayudar a definir los elementos clave para una cultura imprescindible, aprendida con otros procedimientos que la escolar, desde el ámbito educativo informal que representa la familia.

Por último, numerosas investigaciones en el campo de la familia y la escuela ponen de manifiesto que las familias que proporcionan un ambiente estimulante y de apoyo a sus hijos e hijas en edad escolar “desafían los efectos de las circunstancias socioeconómicas” (Sam Reading, 2000). De ahí que haya aparecido en los últimos años el concepto de “currículum del hogar” como predictor más potente del aprendizaje y del éxito escolar que la situación socioeconómica familiar. Las investigaciones han identificado una serie de aspectos específicos de la vida familiar que favorecen el éxito de los niños y niñas, adolescentes y jóvenes en la escuela.  Estos aspectos están relacionados con la forma en la que se establecen las relaciones entre padres, madres, hijos e hijas;  con las expectativas familiares y con el control parental; y con las rutinas que se establecen en la vida familiar.

Estos son los ingredientes que hemos incluído en nuestra Agenda que ha sido elaborada durante el curso 2010-2011 en el Taller-Escuela de Madres y Padres. En su elaboración han participado las siguientes madres, padres y profesorado: Mª Ángeles Pachón, Laura Bernal, Antonia Quirós, Souad Saidani, Paqui Linares, Mª Carmen Gutiérrez, José Antonio Fajardo, Pepi Álvarez, Rita Olmos y Miguel Ángel Valverde.Agradecemos también los documentos realizados por Proyecto Atlántida, CEAPA y CODAPA que nos han servido de gran ayuda.

Esta Agenda corresponde a un Proyecto de Innovación Educativa aprobado por la Consejería de Educación de la Junta de Andalucía entre los cursos 2010 y 2012.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...